*La presidente municipal de Puerto Morelos, Laura Lynn Fernández Piña, mantiene un adeudo millonario con volqueteros.

*Un nuevo sindicato de transportistas que incluya volqueteros, taxistas, mototaxis, y colectivas, es la solución para no pagar y ensanchar su “músculo político”.

*El sindicato estaría conformado por miembros de su mismo gabinete.

STAFF SOL QUINTANA ROO

PUERTO MORELOS.-La motivación de la presidente municipal de Puerto Morelos, Laura Lynn Fernández Piña, para crear un nuevo sindicato de transportistas en la demarcación radica en una serie de conflictos que mantiene con volqueteros y taxistas.

La idea central para crear una nueva sección del Sindicato Nacional de Infraestructura (SIN) en Puerto Morelos que incluya volqueteros, taxistas, mototaxis y colectivas, es la solución para ensanchar su “músculo político”.

Además, la nueva organización le permitirá acabar con las exigencias de los volqueteros que le exigen cumplir con el pago de al menos un millón de pesos. Con los volqueteros la alcaldesa tiene un adeudo millonario por el servicio de recolección de sargazo en 2019 y la recoja de basura luego de que rompió relaciones con la empresa “Bios Servicios Ambientales y de la Salud SA de CV” con la que tiene un adeudo de 4 millones de pesos.

Y lejos de cumplir con su palabra de pagar a los volqueteros que le brindaron su apoyo en los momentos difíciles durante las contingencias sanitarias por el sargazo y el coronavirus, les asesta con un golpe de una nueva sección sindical. También es conocido que mantiene un pleito casado contra los taxistas que le han creado una serie de actos de resistencia civil pacífica que la han puesto en la línea del descredito.

Hace unos días, en Sol Quintana Roo, dimos a conocer que bajo el cobijo del Sindicato Nacional de Infraestructura (SNI), la presidente municipal Laura Lynn Fernández Piña, impulsa la creación de una nueva sección del gremio con el fin de debilitar a los sindicatos de volqueteros y taxistas del municipio.

Este nuevo gremio sumaría a un número importante de taxistas, mototaxistas, volqueteros, colectivos, entre otros, con el fin de convertirse en un gremio capaz de ayudarle a colocar a sus alfiles en la silla presidencial del municipio el próximo año.

Pero uno de los temores es que al entrar la oposición al gobierno municipal se destaparía una cloaca de corrupción en las que quedarían de manifiesto desvíos de recursos, manipulación del patrimonio municipal, un largo listado de aviadores y pagos de personajes inexistentes, entre otros.

Ante la denuncia realizada por Sol Quintana Roo, la alcaldesa lanzo en sus cuentas de redes sociales un mensaje en el que niega rotundamente que ella este detrás de la creación de una nueva organización sindical de transportistas.

Y pretende engañar al pueblo asegurando que ella mantiene una extraordinaria relación con los taxistas, cosa que es totalmente falta, pues ha actuado con ellos de manera prepotente al pretender despojarlos de sus sitios que datan desde el nacimiento del municipio.

Además, es bien sabido que ella es una de las que se ha mostrado a favor de la entrada de Uber a Puerto Morelos, aunque ha tenido que recular ante el enojo de los taxistas que representan una fuerza real en Puerto Morelos.

La delegación del gremio de transportistas estará conformada por el secretario general Juan de la Cruz López Toox, actualmente secretario de Desarrollo Humano; por el titular de Obras y Servicios Públicos, Ignacio Josafat Sánchez Cordero; el hoy delegado de Instituto de Movilidad del Estado de Quintana Roo (Imoveqro); el director de Movilidad Urbana Sostenible, Antonio Domínguez Olán; y el secretario general del Ayuntamiento, Miguel Ángel Zetina, y con el secretario general de la sección 187 de Cancún del SNI, Raúl Ortiz Plascencia.

Como se podrá observar, la mayoría de los integrantes de la nueva sección sindical del SIN actualmente son funcionarios públicos municipales. Fuentes cercanas al gremio revelaron a Sol Quintana Roo que la creación de la nueva sección de SNI en Puerto Morelos se tenía prevista para los primeros días de mayo, sin embargo, ante la contingencia sanitaria por la pandemia del Covid-19 se pospuso para julio, cuando se supone que el semáforo epidemiológico se encuentre el color verde.

A la fecha Puerto Morelos es visto por Laura Lynn Fernández Piña como botín económico y político desde donde pretende alcanzar la gubernatura de Quintana Roo. Caras vemos tiempos no sabemos.

Anuncios

Dejar respuesta