Nacionales

HARFUCH LIGADO A GUERREROS UNIDOS

Manuel Godínez/Sol Quintana Roo

El actual titular de la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC), Omar García Harfuch, recibió 200 mil dólares mensuales durante el 2014, para permitir que el cártel Guerreros Unidos traficara enervantes con total impunidad en el estado.

“Quiero señalar que era parte del grupo Guerreros Unidos, pues recibía dinero de nosotros, Omar García Harfuch, esto en el año 2014; recibía 200 mil dólares por mes, ya que era el encargado de la Policía Federal en el estado de Guerrero y el dinero que se le daba era porque permitía el trasiego de la droga”, señala la vigésima séptima parte de la declaración realizada por un testigo protegido del caso Ayotzinapa.

La trágica noche del 26 de septiembre en Iguala, en la que desaparecieron los 43 estudiantes de la Escuela Rural Isidro Burgos, el jefe de la policía de la Ciudad de México, era coordinador de Seguridad Regional de la Policía Federal (PF) en Guerrero.

De acuerdo con el testigo a quien la Fiscalía General de la República (FGR) llama “Juan”, Harfuch “brindaba información sobre posibles operativos y facilitaba el trasiego de heroína, dinero y armas, los de Taxco y los Guerrero, el único que supuestamente no estaba de acuerdo era el señor Dorantes”.

Junto al exfuncionario de la PF, “Juan” acusó a Octavio Vázquez Pérez, secretario de Seguridad Pública de Guerrero en 2014 y al entonces Procurador de Justicia del estado, Iñaki Blanco, de recibir 50 mil dólares mensuales cada uno.

Tras la difusión de la información, el jefe de la policía capitalina, se defendió a través de su cuenta de Twitter: “Niego categóricamente las declaraciones dolosas hechas contra mi persona por un delincuente, hoy  “testigo protegido”, publicadas por Reforma. Mi trayectoria en el combate a la delincuencia organizada en distintos frentes habla por sí misma. No tengo nada que ocultar.

Respecto a la posible colusión del funcionario -que sufrió un atentado en junio de 2020, a manos del Cártel de Jalisco Nueva Generación (CJNG)-, con el caso Ayotzinapa, el presidente Andrés Manuel López Obrador advirtió que la investigación sigue abierta.

“Investigar a todos, eso es muy claro, nosotros no establecemos relaciones de complicidad con nadie por eso somos distintos”, expresó en su conferencia de este jueves 21 de enero.

Al ser cuestionado por la veracidad de los dichos de un presunto narco, aseguró que “todo el que aporte información va a tener consideración en el marco de la legalidad, pero se le va a proteger porque lo que se está buscando es romper el pacto de silencio”.

Artículos Relacionados

YUCATÁN; DESPUÉS DE CASI SEIS MESES, HOY NO SE REPORTARON DEFUNCIONES POR COVID-19

Arceus

DESMANTELAN ‘ANTRO’, EN QUERÉTARO

Información

SLIM ESTÁ HOSPITALIZADO EN EL HOSPITAL NUTRICIÓN POR LA COVID

Eduardo Arias

Deja un Comentario