Portada

¡VULGAR NEPOTISMO!

*El Fiscal General de Quintana Roo, Óscar Montes de Oca Rosales, despedirá a más de 600 elementos de la corporación por nexos sanguíneos o no haber pasado exámenes de control y confianza, pero contrata amigos y familiares

*Ana Gabriela Montes de Oca Preciado, con cargo de Ministerio Público, nivel 4020 y sueldo asignado de 23 mil 406.8 pesos y compensación de 18 mil 947.2 pesos, es por cierto hija del Fiscal General de Quintana Roo

*Con la “huelga” de los agentes ministeriales, ministerios públicos y personal administrativo han salido a la luz los actos de corrupción, como operativos fuera del marco legal ordenado desde el seno de la dependencia

STAFF SOL QUINTANA ROO

Chetumal.- Más de 600 elementos de la Fiscalía General del estado de Quintana Roo causarán baja, por dos razones (obvias) para el titular de la dependencia, Óscar Montes de Oca, no pasaron los exámenes de control y confianza o simplemente existen lazos consanguíneos dentro de la dependencia.

El caso es difícil para el Fiscal General de Quintana Roo, sobre todo, cuando existen antecedentes de nepotismo, tráfico de influencias y algunas otras normas que no se han tomado en cuenta, como parientes directos que laboran.

Ejemplo claro: Ana Gabriela Montes de Oca Preciado, con cargo de Ministerio Público, nivel 4020 con sueldo asignado de 23 mil 406.8 pesos y compensación de 18 mil 947.2 pesos, quien por cierto es hija del Fiscal General de Quintana Roo.

Asimismo, también aparece el analista Adolfo Jasso Martínez, esposo de Mónica de Ávila Lozano, con sueldo neto de 20 mil 542 pesos y una compensación de 15 mil 131.18 pesos.

Y para no variar, Mónica Ávila Lozano, directora de Comunicación Social en la zona norte, con nivel 200 y sueldo de 48 mil 129.4 pesos y compensación de 36 mil 316.88 pesos.

Jesús Enríquez Kaufachi, director general con nivel 100 y sueldo de 6 mil 448.3 pesos y compensación de 48 mil 994.44 pesos. Hermano de Juan Kaufachi, asesor del gobierno del Estado y secretario particular del Fiscal, Óscar Montes de Oca Rosales.

Martha Beatriz Enríquez Kaufachi, dirección general de administración y finanzas, analista profesional en la Fiscalía. Nivel 500, sueldo neto de 18 mil 879 pesos y compensación de 15 mil 405.36 pesos.

Rosario Mejivar Alfaro, secretaria en la subdirección de capital Material y Servicios General, nivel 5120; Beverly Estefany Raos Menjivar, subdirector (a) de Planeación y Control de Capital Federal. Con nivel 300.

Rosario Ingrid Menjivar Alfaro, secretaria ejecutiva, subdirección de Planeación y Control de capital federal, con nivel 5120 y sueldo neto de 9 mil 758 pesos más compensación de 7 mil 466.26 pesos, y mamá de Beverly.

Brenda Jicel Ramos Menjivar, secretaria ejecutiva, subdirección de Capital Financiero con nivel 600 y sueldo neto de 10 mil 934 pesos más compensación de 7 mil 432.12 pesos. Hermana de Beverly.

 “HUELGA” SACA A FLOTE LA PODREDUMBRE 

Con la “huelga” realizada a las afueras de la Fiscalía General del Estado (FGE) por parte de los agentes ministeriales, ministerios públicos y personal administrativo han salido a la luz los actos de corrupción, como operativos, fuera del marco legal ordenado por Óscar Montes de Oca Rosales y sus subalternos, sin menos cabo de la asignación de mejores prestaciones laborales para los apreciados por él, teniendo a empleados de primera con grandes sueldos y otros,  luchando por igualdad laboral.

Pero, catalogados en segundo nivel, como bien se aprecia en redes sociales con los recibos de pago de diversos trabajadores donde se logra leer cuánto es lo que reciben los “nuevos” en comparación con los de mayor antigüedad.

Óscar Montes de Oca ha salido a decir que ha recibido auditorías y que todas sus cuentas están bien, que el personal dado de baja es porque no corresponde a los exámenes de control y confianza.

Sin embargo, hemos de preguntar al señor Fiscal General del Estado, si ¿Es correcto que se le pague más a una persona por realizar el mismo trabajo en las mismas condiciones o que se les obligue a los trabajadores a comprar sus uniformes y a su personal de fuera se les regale?

O, se les dé mayores viáticos y compensaciones fuera de lo que estipula en el marco administrativo, sin dejar de decir, la entrega de mejores equipos y vehículos.

Por otro lado, hay que entender el análisis académico, el Fiscal General de Quintana Roo sólo cuenta con Maestría y hasta este momento muchos trabajadores de la dependencia que dirige, tienen Doctorados, no de ahorita, desde hace unos años.

Los currículums de los directores y vicefiscales, son de risa, tampoco tienen el nivel educativo que se requiere; sin embargo, en la parte que no se muestra está la “amistad o sociedad” con el actual fiscal.

Eso es lo que pesa, si no, usted busque el currículum vitae de cada trabajador y de los que han dado alta en los últimos años, entenderá que el trabajador local o quintanarroense ha sido denigrado con acciones, con la ignominia de un saqueador que hoy le empiezan a combatir jurídicamente sus actos y que la sociedad de Quintana Roo aborrece, sí, hay un error llamado FGE.

“BARBAS A REMOJAR” 

Lo anterior ha dado un duro golpe político al Fiscal General del Estado, Óscar Montes de Oca Rosales, ante la crisis por la que está pasando la dependencia encargada de la procuración de justicia.

Su nombre y participación política empieza a tambalearse por el abuso en sus funciones administrativas y políticas al frente de una de las áreas que más han sido señaladas por su ineficacia y corrupción en sus actividades cotidianas.

Los actos de investigación que deberían realizar los ministerios públicos están siendo señalados de ofrecerse al mejor postor, los aseguramientos no han sido apegados a derecho y los operativos tienen un trasfondo económico y político para el bien de los funcionarios de la Fiscalía General del Estado.

UN CHETUMALEÑO A LA PLANA MAYOR 

Por otra parte, la visión actual del Fiscal General es la misma que tienen muchos políticos impuestos, ejercer el poder, la de un virrey esperando la reverencia de todos los indios, el nombrar a todos sus amigos, a los socios, todos aquellos que necesita tratar bien, darles toda la comodidad, al menos eso sienten los chetumaleños que laboran en la FGE.

Los de zona centro y zona norte, sin duda, ahora sí, las frase que se leen en las redes sociales son la de fuera Montes de Oca se leen notas de las personas que contrata, de cuanto les paga, de los contratos que ha ocultado y de la forma en que utiliza el presupuesto, una sociedad inquieta, tambalea a cualquier imposición, es ahora la realidad que se vive en la procuración de justicia de Quintana Roo, tan es así, que finalmente se ve obligado a realizar cambios en su estructura, algo que requiere apaciguar el sentir social, el enojo de un quintanarroense lastimado por un político que se dio a conocer en poco tiempo.

ESTELA LABASTIDA, A LA VICEFISCALÍA 

La sociedad observa los actos del Fiscal, no sólo las órdenes y recomendaciones que sigue, ahora debe tomar en cuenta a los de Quintana Roo, no es que quiera, está obligado.

La muestra de que ahora si tiene miedo y que tambalea su puesto, es que tendrá que nombrar a alguien del Estado en su organigrama principal.

¿No que no sirven? Sería la pregunta, sin embargo, esta es una respuesta que deja mucho a la interpretación, con el nombramiento de Estela Noemí Labastida Rodríguez, se responde el hecho de que hay personal con las capacidades necesarias para los puestos al interior de la dependencia.

Claro que hay la experiencia, esta mujer lleva años en la Fiscalía, desde que estudiaba, pues es egresada de la Universidad de Quintana Roo, fue la verdadera ministerio público que puso en jaque a Karla Blancas Pizaña, en el caso del homicidio de su esposo.

Colaboró con diversos casos, pero a bajo perfil, tal vez ahora, el destino le tiene preparado algo bueno, esperemos no sea el mismo que tiene dibujado el Fiscal General, porque el que la hace, la paga, y no creo que estén haciendo muchas cosas buenas ahí dentro…

Artículos Relacionados

CÁRTEL DE JALISCO: PODEROSO E INTOCABLE

Arceus

LO DECIMOS EN CINCO PÁRRAFOS

Arceus

IMSS JUEGA CON LA VIDA

Arceus

Deja un Comentario